domingo, 9 de diciembre de 2018

El sobrino del emperador, Andrea Camilleri









FICHA TÉCNICA
Título: El sobrino del emperador
Autor: Andrea Camilleri
Editorial: Editorial Destino (haz clic para ir a su web)
Año de publicación: 2018
Número de páginas: 237

Muchas gracias a la editorial por el envío del ejemplar💙



SINOPSIS de EL SOBRINO DEL EMPERADOR

Sicilia, 1929. La pequeña ciudad de Vigàta espera con emoción la llegada de un huésped excepcional: el joven príncipe etíope Grhane Sollassié Mbassa, sobrino del emperador Haile Selassie, que desea inscribirse en la Real Escuela de Minería. Mussolini en persona exige que el príncipe reciba todos sus (muchos) caprichos, para ganarse su favor y conseguir que lo ayude en su política colonial. Pero el joven, bribón y vividor, conquistador de mujeres y jugador empedernido con una inagotable necesidad de dinero, pondrá a prueba la paciencia de todos: desde oficiales ministeriales hasta líderes fascistas, pasando por clérigos de alto rango y aristócratas locales, todos y cada uno de ellos intentarán lidiar con las ínfulas de poder de un joven que encarna la ridiculez de todas las dictaduras.



OPINIÓN PERSONAL

Seguramente muchos conocemos a Andrea Camilleri por su papel de autor de novela negra, en especial por ser el padre del célebre comisario Montalbano, gracias al cual ha cosechado enorme éxito. Sin embargo, con El sobrino del emperador se aparta del género al que nos tiene acostumbrados para crear una obra diferente.

El libro nos habla de la llegada a Vigàta, una pequeña localidad de Sicilia, de Grhane Sollassié Mbassa, un joven príncipe de Etiopía, sobrino del actual emperador. Nos encontramos en el año 1929, en plena dictadura del general Benito Mussolini. El joven príncipe tiene la intención de matricularse en la Real Escuela de Minería de la ciudad y el dictador italiano quiere ante todo quedar bien con el etíope para que así se lo haga llegar a su tío, el emperador, y que eso le ayude en su política colonial en el continente africano. Estamos ante un hecho histórico, realmente Italia acogió a Grhane Sollassié Mbassa, y Mussolini, a través de sus ministros, se encargó de que todos los gastos del príncipe, caprichos y desvaríos, fueran costeados por el Estado.

La andadura del príncipe por Vigàta será muy peculiar y, sobre todo, dará que hablar. Su carácter caprichoso, bastante donjuán y acostumbrado al lujo y al dinero, pondrá entre las cuerdas a toda la administración fascista.

Lo que más llama la atención de El sobrino del emperador es su estilo y recurso narrativo, ya que no está dividido en capítulos ni ha utilizado la prosa. Sino que el paso del etíope por Sicilia lo conocemos a través de cartas entre ministerios, misivas de la policía y del obispo de la ciudad, así como extractos de conversaciones de los vecinos y conocidos que tienen que convivir con el príncipe, y de noticias de diferentes periódicos del lugar. Pero en ningún momento encontraremos la figura del protagonista, Grhane Sollassié Mbassa, al que no se le ha dado voz narrativa, sino que toda la información sobre su carácter, excentricidades y aventuras y desventuras las conocemos por terceros.

En definitiva, El sobrino del emperador es un libro que se lee en un suspiro, gracias, a además de su extensión, al tipo de narración que ha utilizado Camilleri. Una lectura diferente, con toques de humor y situaciones un tanto delirantes, que nos muestra la ridiculez en la que cayeron unas instituciones y un régimen, el fascista, cerrado y retrógrado, y que tras la lectura de La hija del relojero, más densa, compleja y larga, me ha venido muy bien.





domingo, 2 de diciembre de 2018

Todo lo mejor, César Pérez Gellida















Ficha técnica

   Título: Todo lo mejor
Autor: César Pérez Gellida
Editorial: Suma de letras (click para ir a su web)
Año de publicación: 2018
Número de páginas: 597
Género: novela negra, thriller





SINOPSIS de TODO LO MEJOR

Viktor Lavrov es un joven talento perteneciente al KGB destinado en Berlín durante el periodo más crudo de la Guerra Fría. Pronto recibirá un delicado encargo que pondrá a prueba sus conocimientos en psicología criminalista y sus virtudes como agente de inteligencia.
El caprichoso destino hará que su camino se cruce con el del inspector jefe de la Kriminalpolizei, Otto Bauer, empecinado en resolver las terribles muertes de cinco menores que parecen estar relacionadas entre sí, unos asesinatos que se niegan a reconocer desde las más altas instancias de la RDA.
Con ocho novelas publicadas, César Pérez Gellida es ya un referente en la actualidad literaria de nuestro país. El vallisoletano regresa ahora con su relato más negro, una historia repleta de intriga, una explosión narrativa que mantiene los ingredientes que han atrapado a miles de lectores y que significa un paso adelante a nivel estilístico con respecto al resto de su obra.
   
     OPINIÓN PERSONAL

Todo lo mejor es un thriller en estado puro, uno de esos que por la trama y ambientación te envuelven para no dejarte escapar, enmarcado en un contexto especial y diferente: el inicio de los años 80, la época más dura de la Guerra Fría, en una Berlín seccionada por un muro de la vergüenza que pretendía a su vez separar dos polos ideológicamente opuestos, el capitalismo y el comunismo exacerbados. 

Nuestro protagonista principal es Viktor Lavrov, un psicólogo criminalista experto en el estudio de la conducta humana, que es a su vez comandante de la KGB. Ha sido enviado a Berlín desde Moscú para llevar a cabo una misión muy específica, y aunque deberá, oficialmente, moverse y mantener la armonía entre el estamento al que pertenece y la Stasi, se verá arrastrado a los subsuelos de un momento histórico para olvidar. Sin embargo, y ya en los primeros compases del libro, conocerá al otro gran protagonista de la historia, el inspector jefe de la policía de la RDA, Otto Bauer. Su encuentro será fortuito pero marcará tanto al comandante Lavrov como a Bauer, cuando este último le pide ayuda para investigar quién está detrás de unos extraños crímenes. Han aparecido varios niños con diversos cortes, con una pauta idéntica y que estarían relacionados con el vampirisimo, ya que todos han fallecido por exanguinación. Y es que Otto sólo ha hallado trabas por parte del Gobierno en la investigación que intenta llevar a cabo, ya que en la República Democrática Alemana no existen los asesinos en series...

Tenemos pues, dos tramas, dos líneas argumentales complejas que tienen como punto de unión la amistad y estrecha relación que nacerá entre el ruso, Lavrov, y el policía. Si bien es cierto, el libro es bastante denso al principio, lleno de nombres alemanes, organizaciones, administraciones y una espesa trama de espionaje y conspiraciones en la que cuesta entrar. Pero sobre la mitad del libro, mejora bastante y  creo que ayuda el desarrollo de la segunda trama, la de la investigación de la desaparición de los niños, su vinculación con la hematodoxia y con la corrupción en los orfanatos en plena Guerra Fría. Es esta segunda trama, muy negra, creíble y bien ejecutada, la que me ha atraído con más intensidad, ya que la de espionaje, aunque reconozco que está narrada de forma impecable, no ha conseguido llamar tanto mi atención.

Mención especial para los personajes, maravillosamente bien definidos y trabajados, profundos y creíbles. Sobre todo, ya digo, Viktor y Otto, y los diálogos entre ambos y entre Otto y su hermanastra, Birgit. La ambientación que acompaña a la narración también juega un papel fundamental, cómo recrea el autor los diferentes escenarios de una ciudad devastada todavía por las consecuencias de la II Guerra Mundial, con espías en ambos lados del muro, y una situación en general que da signos que agotamiento y de haber llegado al límite de la sinrazón. Todo ello es transmitido al lector con un realismo tal que merece ser aplaudido.

En síntesis, Todo lo mejor es un libro narrado con voz omnisciente para que no perdamos ningún matiz ni perspectiva, con mucha acción y con un estilo cuidado y muy directo. A destacar el trabajo de documentación de César Pérez Gellida y el de psicología  hecho con el trazado de los personajes. Una novela muy negra, con un ritmo que gana fuerza hacia la segunda mitad del libro, y con varios giros argumentales sorprendentes, y un final como broche perfecto a una lectura entretenida y compleja.















martes, 27 de noviembre de 2018

Los señores del tiempo, Eva Gª Sáenz de Urturi











Ficha técnica

Título: Los señores del tiempo

Autora: Eva García Sáenz de Urturi
Editorial: Planeta (clica para ir a su web)
Año de publicación: 2018
Número de páginas: 448
Género: Novela negra






Sinopsis de Los señores del tiempo



Vitoria, 2019. Los señores del tiempo, una épica novela histórica ambientada en el medievo, se publica con gran éxito bajo un misterioso pseudónimo: Diego Veilaz.



Victoria, 1192. Diago Vela, el legendario conde don Vela, retorna a su villa después de dos años en una peligrosa misión encomendada por el rey Sancho VI el Sabio de Navarra y encuentra a su hermano Nagorno desposado con la que era su prometida, la noble e intrigante Onneca de Maestu.


Unai López de Ayala, Kraken, se enfrenta a unas desconcertantes muertes que siguen un modus operandimedieval. Son idénticas a los asesinatos descritos en la novela Los señores del tiempo: un envenenamiento con la «mosca española» ―la Viagra medieval―, unas víctimas emparedadas como se hacía antaño en el «voto de tinieblas» y un «encubamiento», que consistía en lanzar al río a un preso encerrado en un tonel junto con un gallo, un perro, un gato y una víbora.

Las investigaciones llevarán a Kraken hasta el señor de la torre de Nograro, una casa-torre fortificada habitada ininterrumpidamente desde hace mil años por el primogénito varón. Pero el reverso de tanta nobleza es la tendencia de los señores de la torre a padecer el trastorno de identidad múltiple, un detalle que arrastrará a Estíbaliz a vivir una arriesgada historia de amor. 

Unai López de Ayala acabará descubriendo que Los señores del tiempo tiene mucho que ver con su propio pasado. Y ese hallazgo cambiará su vida y la de su familia.




Opinión personal

¡Qué ganas tenía de Los señores del tiempo! Tercera y última novela de la trilogía de la Ciudad Blanca de Eva García Sáenz de Urturi, una trilogía maravillosa de novela negra con un protagonista que ya es un emblema de ámbito en este género, el inspector Unai López de Ayala, Kraken. Sin dudarlo, hay que empezar leyendo el primero de ellos y continuar con riguroso orden para disfrutar plenamente de todo lo que nos ofrece la lectura de estos libros.

Nos situamos en el otoño del año 2019 en la ciudad de Vitoria. Una novela histórica titulada Los señores del tiempo va a ser presentada ante una expectación máxima. Y es que está teniendo un acogida extraordinaria entre los lectores pero nadie sabe quién es su autor, el cual ha firmado bajo un pseudónimo. En un inicio todos creen que es la misma editorial la que se guarda ese as en la manga para crear más expectación y que su identidad va a anunciarse en la misma presentación. Sin embargo, no es así y continúa el misterio. Unai, Alba y su hijita Deba también han acudido al evento, acompañados de toda la familia: el abuelo, la madre de Alba y Estíbaliz. La calma dura poco... antes de terminar el acto alguien da el aviso que ha encontrado a un hombre sin vida en los lavabos del palacio donde se está celebrando el evento.

La víctima es un rico empresario, de intachable carrera y vida privada ordenada, que ha fallecido por ingesta de cantárida, más conocido como la viagra del medievo, elaborada a base de polvo del escarabajo aceitunero... Pero ahí no acabará todo. Nuevas víctimas asesinadas en el mismo modo que los personajes de la novela de Los señores del tiempo. Alguien está ejecutando al pie de la letra lo narrado por el conde Don Vela en el siglo XI. Un auténtico galimatías que supone el comienzo de una nueva caza para Unai, y también el inicio de un nuevo calvario. Sus interminables horas de dedicación a detener aquellos que siembran el mal, a tener que ver cosas que nadie debería y a que el caso de nuevo salpique a lo que más quiere, su familia.

El libro se nutre de dos narraciones. La contemporánea, narrada por Unai en primera persona como en las dos novelas anteriores, y por otro lado, pasajes de la novela Los señores del tiempo, cuyo narrador es su protagonista, el conde Diago Vela. En este caso, nos remontamos a finales del siglo XI, a la antigua ciudad de Nova Victoria y la Villa de Suso, que más adelante formarían la actual Vitoria. La narración empieza con el regreso del conde a su ciudad, tras haber luchado junto al rey Sancho en las cruzadas y casi haber perecido. Sin embargo su regreso no será tan feliz como esperaba. Su hermano, Nagorno, se acaba de desposar con quien era la prometida de Diago, Onneca. Ambos creían que Diago había muerto. Esa misma noche, además, empieza la primera de las muertes que salpicarán este segundo relato. La muerte por envenenamiento por cantárida del conde de Maestu, el padre de Onneca.

Esta segunda narración más bien histórica es cierto que me ha mantenido muy enganchada, sobre todo por el enorme trabajo de documentación que ha realizado la autora. Me he empapado de los usos y costumbres, alimentos, nombres y desventuras de una época para mi fascinante, la Edad Media. Está, como digo, muy logrado el acercamiento a esta época histórica por parte de Eva, lo que enriquece enormemente su lectura y hace que la disfrutes a lo grande. También es cierto que no puede hacer sombra a la trama principal, la que sucede en la Vitoria del año 2019 y la que nos trae de nuevo a Kraken, un personaje que yo personalmente he disfrutado mucho, sobre todo por su psicología y su lógica sencillamente aplastante.

Kraken, al que por cierto, cada vez le gusta menos este apodo, está pasando por un momento dulce. Más unidos que nunca con Alba, disfrutan viendo crecer a su hija Deba. El abuelo y Germán, su hermano, les suelen acompañar a menudo y les ayudan con el cuidado de Deba. Pero es en esta última entrega donde vemos más que nunca el enorme tributo que Unai debe de pagar por desempeñar su trabajo. Por primera vez le veremos tener serias dudas sobre si continuar o no como Inspector de la División de Investigación Criminal. Alba, la subcomisaria, será menos protagonista en este libro, de hecho, desparecerá durante una parte de la investigación y no estará tan presente como en el anterior.
La que sí tendrá un papel importante es Estíbaliz, la fiel compañera - mejor amiga - confidente de Unai. Vivirá un extraño e intenso romance con todo un personaje, alguien directamente involucrado con la investigación, y a través del cual también tendremos la oportunidad de acercarnos a ámbitos de la psicología muy interesantes, en especial con trastornos no muy comunes que, bajo mi punto de vista, de nuevo enriquecen, y mucho, la historia.

Para terminar, voy a valorar este libro, y lo hago muy positivamente, me ha parecido entretenido y terriblemente adictivo, su lectura me ha durado apenas unos días porque no podía parar de leer; e inevitablemente vuelvo la vista atrás y pienso también en la trilogía en sí. Y es que me ha parecido, como he dicho, maravillosa, imperdonable no leerla sobre todo si os gusta este género. Nos da muchos motivos para meternos en ella: casos llenos de misterio, tramas muy bien trabajadas y documentadas, personajes profundos y que dejan huella en el lector, y sobre todo, Vitoria como un personaje más, se nota el cariño le profesa la autora a su tierra, porque de veras te deja con unas ganas increíbles de visitarla e ir tras los pasos de Kraken.





miércoles, 21 de noviembre de 2018

Un velo de libertad, Laila R. Monge













Ficha técnica
Autora: Laila R. Monge
Editorial: Autopublicado - Amazon (haz click para ir a la web)
Año de publicación: 2018
Género: Autobiografía






Sinopsis de Un velo de libertad

¿Cómo es posible que Raquel, una niña buena y estudiosa que va todos los domingos a misa, se sienta atraída por el velo de las mujeres musulmanas?



Con solo doce años, iniciará un viaje interior en busca de respuestas y de su felicidad. No lo tendrá fácil, pues sentirá la presión de ser diferente en un pueblo pequeño y el rechazo de su familia, que no comprenderán su forma de ver la vida.

Un relato autobiográfico que desafía el concepto de libertad.



Opinión personal

Admito que este libro me llamaba poderosamente la atención, por eso ha sido un placer participar en la lectura conjunta organizada por Bookeando con Mª Ángeles, Carmen en su tinta y Lectora de tot. Allá van mis impresiones.

Como decía la lectura de este libro me suscitaba antes de nada muchas preguntas. ¿Cómo una adolescente española siente tal atracción hacia el Islam? ¿Cuáles serían sus motivos, sus convicciones religiosas en un momento en que son ya muy pocos los que tienen una creencia religiosa firme y además son practicantes? Me atraía mucho dar respuesta a todas estas dudas sobre una realidad, la verdad, poco conocida por mí o un poco lejana. Sí es cierto que conozco mujeres que se han convertido al islamismo pero normalmente siempre ha sido porque se han enamorado de un musulmán, pero el caso que ahora nos atañe nada tiene que ver con eso. Raquel Monge es una adolescente del pueblo albaceteño de Bonete, religiosa (católica), buena estudiante, tímida, amiga de sus amigos... Pero la muerte de su abuela paterna de repente le desmota muchos de sus esquemas, en especial de su fe en Dios y en la Iglesia. Es ahí cuando empieza a sentir una atracción por la cultura árabe y por su religión. Le gusta la convicción de sus creencias, la idea reposada de hacer las cosas, el sentimiento de pertenencia, la base moral de sus doctrinas... Empieza a "investigar" por su cuenta en Internet sobre el islamismo. Le gusta la manera de vestir de las mujeres musulmanas, sobre todo, le atrae el velo... y un otoño se decide a practicar el Ramadán, por lo que ayunará durante el día y solo comerá al amanecer y cuando caiga el sol. Pero ¿qué dirán sus padres? ¿Sus amistades de siempre? Su abuela materna, religiosa y tradicional...

Me he metido de lleno en la bonita historia de Raquel, Laila desde que se decidió definitivamente a abrazar la fe de Mahoma. Una auténtica revolución personal, pero también y sobre todo un revuelo para un pueblo pequeño como Bonete. Por eso Raquel decide trasladarse a Albacete, donde poder vivir con más libertad y buscar así su verdadera felicidad. No le será fácil, en muchas ocasiones sentirá dudas, abandonará la idea de ser la rara, y deberá enfrentarse al rechazo de su familia y de la mayoría de sus conocidos. 

El libro, de prosa sencilla y muy directa, es un auténtico canto a la libertad más absoluta del ser humano. En lo importante que es no dejarte llevar por la corriente, por el qué pensarán los demás. En que si deseas algo debes ir a por ello. Eso es lo que precisamente consiguió nuestra protagonista. Su vida no le satisfacía tal y como estaba, le faltaba "algo" para ser verdaderamente feliz. Sentía que debía abrazar otras convicciones, otros ideales y lo encontró en la religión de Alá. Vistiendo de forma recatada y llevando velo es como se siente feliz. No es ninguna imposición, eso nos lo deja claro Laila, por lo que no existe un título más idóneo para su historia, Un velo de libertad. No hay nada más que decir. Bueno, sí, leedlo, no os arrepentiréis. 






lunes, 12 de noviembre de 2018

El maestro de las sombras, Donato Carrisi











Ficha técnica
Autor: Donato Carrisi
Título original: Il maestro delle ombre
Editorial: Duomo ediciones (click para ir a su web)
Fecha de publicación: octubre de 2018
Número de páginas: 367
Género: Novela negra






LA NOCHE MÁS OSCURA

CAE SOBRE ROMA



Año 1521.

Nueve días antes de morir,
el papa León X emite una bula
que contiene un mandato solemne:
«Roma no debe nunca, nunca,
nunca quedarse a oscuras.»

Año 2017.
Una tormenta sin precedentes
azota la ciudad de Roma.
Un rayo cae en una de las centrales
eléctricas y las autoridades se ven
obligadas a imponer un apagón total
de veinticuatro horas.

CON LAS TINIEBLAS,
UN RASTRO DE MUERTOS APARECE




Tenía muchísimas ganas de leer lo nuevo de Donato Carrisi. Venía con unas expectativas altísimas, que sólo puedo decir que se han visto totalmente confirmadas y que El maestro de las sombras ya se ha convertido en una de las mejores lecturas del año. ¿El motivo? El increíble talento de su autor en hacerte disfrutar con cada una de sus títulos. Hoy os hablo de la tercera novela de las protagonizadas por la pareja comprendida por Marcus (el sacerdote penitenciario) y Sandra (fotógrafa forense), y que como sabéis es mejor leerlas en orden (Tribunal de las Almas, El cazador de la oscuridad, y El maestro de las sombras).

El inicio del libro es ya muy potente. Roma se verá atrapada en las sombras debido a una avería eléctrica, por lo que quedará sumida en la oscuridad durante toda una noche. No habrá Internet, ni teléfono ni por supuesto luz, la gente quedará incomunicada y es por ello que las autoridades han decretado un toque de queda antes del anochecer. Pero hay quienes aprovecharán esa oscura noche para traer el mal y llevar a cabo crímenes abominables. 

Por su parte, Marcus despierta totalmente desnudo y atado en una especie de cripta. Ha perdido la memoria de los últimos días, no sabe qué hace en ese lugar, ni quién ha pretendido que falleciera allí por inanición. Además se da cuenta de que estaba inmerso en una investigación importante de la que no recuerda nada...

Sandra, por otro lado, ya no se dedica a la fotografía forense. Las circunstancias por las que ha tenido que pasar la han superado, y ahora continúa trabajando como policía pero en el departamento de pasaportes. Pero la mañana del apagón que sumará a Roma en la más terrible oscuridad, es llamada por sus superiores para que presencie un extraño vídeo que han encontrado en un móvil que ha sido dejado en un taxi. En seguida se da cuenta que ese vídeo está relacionado con Marcus. Su Marcus. Por lo que sus vidas volverán a cruzarse con más fuerza que nunca, y juntos deberán evitar que alguien al que llaman el Maestro de las sombras continúe con su tarea y cause más caos en la ciudad eterna. 

De nuevo el estamento religioso y la policía irán de la mano en el relato de este libro. En especial el Cardenal Erriaga y una enigmática bula emitida por el Papa León X en el siglo XVI, en la que decía que Roma "nunca, nunca, nunca" debería quedarse a oscuras... ¿Qué tiene que ver con lo que está ocurriendo hoy en Roma?

De nuevo Donato Carrisi nos hace disfrutar al máximo de una historia muy bien tejida, compleja como siempre y enormemente rica en matices, personajes y giros en la trama que nos dejan totalmente enganchados. Es un especialista en escribir thrillers adictivos que vuelan en nuestras manos, y que, es más, deseas no que terminen nunca. 

La pareja protagonista vuelve a ser el punto fuerte de la novela, junto, claro está, una trama adictiva y perfectamente ejecutada. Marcus y Sandra vuelven a ser dos personajes con una psicología elaborada y un atractivo muy especial. Entre ellos hay una química que traspasa las páginas. En esta entrega, irán a contracorriente ya que todo sucede en apenas  24 horas, y en especial durante esa noche oscura. Narrado en tercera persona, el libro tiene un ritmo trepidante, con capítulos cortos y tramas que se encuentran y separan por momentos. Y con un final sorprendente, como bien nos tiene acostumbrados Carrisi. 

Si todavía no lo habéis descubierto, os animo a hacerlo porque sus libros son una auténtico placer, especialmente para aquellos que disfrutamos tanto con este género. Os recomiendo muchísimo tanto esta saga de Marcus y Sandra, como los demás libros que tiene en su haber: Lobos, La hipótesis del mal y La chica en la niebla. La verdad es que todos son muy buenos, pero yo tengo especial debilidad por Lobos, que me parece una pasada de novela con giros y un final de infarto...






miércoles, 7 de noviembre de 2018

El bosque sabe tu nombre, Alaitz Leceaga












Ficha técnica
Título: El bosque sabe tu nombre
Autora: Alaitz Leceaga
Editorial: Ediciones B
Año de publicación: 2018
Género: intriga, misterio








Un secreto oculto en lo más profundo del bosque.

Una mansión azotada por las olas.
Dos hermanas enfrentadas.
Un linaje de mujeres con un don extraordinario.

A finales de los años veinte del siglo pasado, Estrella y su hermana gemela, Alma, llevan una vida privilegiada como hijas de los marqueses de Zuloaga, propietarios de una casa solariega y una mina de hierro en un pequeño pueblo suspendido sobre el Cantábrico. Crecen rodeadas de fiestas y lujos, pero también marcadas por un poderoso misterio.
Porque Estrella y Alma no son como las otras niñas: herederas de un extraño don que pasa de generación en generación entre las mujeres de su familia, viven a la sombra de una maldición según la cual una de las dos morirá antes de cumplir los quince años.
Así arranca esta historia llena de magia y pasión, que nos lleva por medio mundo tras los pasos de su protagonista, una mujer inolvidable que no dudará en hacer todo lo necesario, sin miedo al peligro ni a las convenciones sociales, por defender su tierra y el legado que lleva escrito en la sangre.


Alma y Estrella son gemelas. Son las hijas del marqués de Zuloaga y viven en una gran mansión llamada Villa Soledad, a orillas del indomable Cantábrico y rodeada de un frondoso y misterioso bosque. Andan todo el día juntas, pero no pueden ser más diferentes. Alma es tranquila y concienzuda; Estrella, es la noche, atrevida y con un carácter, demasiado, indomable, como el mar que baña los acantilados de Villa Soledad. Ambas tiene un don; Alma puede ver y hablar con los muertos y Estrella puede conseguir cosas de la naturaleza. Son especiales y además su vida se desarrolla en una mansión casi mística, de donde no salen nunca, ya que reciben incluso clases en la misma casa, y sólo tienen el bosque como amigo incondicional. 

El libro no pude comenzar mejor ni con más fuerza. Una tarde en los acantilados cercanos a la mansión, Alma ve a su abuela Soledad cerca de éstos. Sabe que ha muerto, se ha suicidado arrojándose al Cantábrico. Ella misma se lo ha dicho, y así lo comprueban cuando llegan a casa. El abuelo de las gemelas fue un rico indiano que se enamoró de Soledad en el lejano México y se casó con ella. Tras la boda regresaron ambos a Basondo, pero Soledad nunca llegó a adaptarse. Añoraba demasiado su tierra. Por eso nunca fue feliz en la mansión que llevó su nombre. Además Soledad le confiesa a Alma que una de ellas no llegará a la edad de quince años. Alma y Estrella convivirán con una extraña maldición que se materializará el mismo día de la celebración del quince aniversario de las gemelas. 

Narrado íntegramente por una de las hermanas, como habréis captado, la superviviente, el libro ofrece una historia de secretos familiares, antiguas venganzas y la posición de la mujer, siempre difícil, pero especialmente en la primera mitad del siglo XX. Me ha gustado la prosa pausada y muy cuidada de Alaitz, y el protagonismo que le otorga a la mansión de Villa Soledad, que se erige como un personaje más de la historia. La envuelve siempre un halo de misterio irresistible, con toque de novela victoriana y de terror, mezclada con saga familiar que os recomiendo indudablemente. 

Pese a la extensión del libro, su lectura es nítida y ágil, y los diferentes escenarios en los que va situándose la acción, así como los personajes que van poblando sus páginas, ayudan a que sea una lectura muy rica e interesante. El lector se traslada desde la Inglaterra de los colegios de señoritas, hasta la árida California donde viajará nuestra protagonista para ser la esposa de un adinerado granjero, pasando por el Madrid de la posguerra, los ministros y cargos franquistas y las altas esferas nazis. Pero siempre con Villa Soledad como eje, como principio y fin.

Me ha gustado también y muy especialmente el contexto histórico del libro. La época de la Segunda República española y la durísima posguerra. El hambre, la miseria más absoluta y el miedo de mucha parte de la población ante los abusos de los nuevos dirigentes franquistas, los vencedores de una guerra que nunca tuvo que ser. Y el papel de la mujer en este contexto. Creo que Alaitz ha hecho un importante trabajo de documentación y lo ha sabido plasmar de forma magistral en la historia. 

Y por último el factor mágico que no podía terminar sin hablar de él. Y es que tanto Alma como Estrella poseen un don que ya tenía la abuela Soledad, y será protagonista en la historia y parte fundamental de muchos de los hechos que ocurrirán. Reconozco que no son muy aficionada (o más bien nada) al género fantástico, pero también reconozco que en este libro no desentona ni lo hace menos interesante. 

Sólo me queda añadir que se trata de una lectura distendida y adictiva, con un ritmo constante, que como ya he dicho recomiendo a todo tipo de lector.








lunes, 29 de octubre de 2018

Aquellas niñas que reconocimos en fotos, Raúl Quirós Molina
















Ficha técnica
Autor: Raúl Quirós Molina
Editorial: Autopublicado - Amazon (pincha para ir a la web)
Año de publicación: 2018
Género: Narrativa







Después de dos años cuidando de su madre enferma, Adela ha de enfrentarse a la tarea de rehacer su vida. Para ello se abre un perfil en una página de citas en la que conoce a Honduras, el único hombre que la trata con respeto y cortesía. Al mismo tiempo, conoce a David, novio de Teresa, dueño de varios gimnasios y maltratador, con quien comienza una relación tóxica. Conforme avanza la relación, Adela trata de librarse de David mientras le confiesa todo a Honduras a través de Internet. Pero la persistencia de David va en aumento... 

Años más tarde, la cantante latina más importante del momento, que superó a las grandes estrellas de principios del siglo XXI como Rihanna o Lady Gaga cuenta su vida antes de morir de cáncer. A lo largo de una historia en primera persona, narra un infierno de maltratos, prostitución y pederastia en su ciudad natal, pero también de complicidad con las mujeres que le rodeaban, compañerismo y el amor, el suave y el terrible. Y cómo llegó a conocer a Adela, la persona que le pudo cambiar la vida... Aquellas niñas que reconocimos en fotos es la primera novela de Raúl Quirós Molina, escritor y director de teatro conocido por sus obras Flores de España y El pan y la sal. Ha trabajado en varios proyectos por los derechos reproductivos, la erradicación de la violencia contra las mujeres y maternidades diversas. 

Esta novela fue finalista del Premio Nadal 2018.



Aquellas niñas que reconocimos en fotos llegó a mi gracias a su autor, Raúl Quirós, que se puso en contacto conmigo para ofrecerme leer su libro, y la verdad acepté encantada. Cada vez me gusta más descubrir nuevos autores y sumergirme en historias y vivencias recogidas en libros de calidad, como ha sido este caso. ¿Qué me ha aportado este libro? Lo he leído en muy pocos días, y si hubiese dispuesto de más tiempo, antes lo hubiese terminado. Me ha ofrecido una historia profunda, aunque esté recogida en no muchas páginas, dos historias para ser exactos, de esas que cuando empiezas y no puedes parar de leer hasta llegar a su ocaso. 

Adela acaba de perder a su madre. Una madre enferma, arisca y desagradecida a la que ha dedicado todo su tiempo desde que enfermó. Adela vivía por y para su madre, toda su existencia giraba en torno a ella, y su vida se resumía en ir a trabajar, cuidar de su madre y poco más. Una vida abnegada y recatada. Hasta que su progenitora fallece de repente, y a Adela se le viene el mundo encima, pero no de la forma negativa que ella esperaba, porque en realidad se ha quitado un peso de encima. Lo que sucede es que no sabe cómo comportarse en sociedad, hacia dónde encaminar sus pasos... Únicamente tiene una amiga, Teresa, muy diferente a Adela, que la "ayudará" en este impás en el que se encuentra su vida. Empiezan a salir de noche, y aunque a Adela ese mundo no le va mucho, es de ese modo como conoce a David, el novio de Teresa, dueño de una cadena de gimnasios, engreído, mujeriego, un largo etcétera que no pinta nada con Adela. Pero algo de él la atrae. Peligrosamente. A su vez, nuestra protagonista empieza a frecuentar una web de citas, y allí conoce a Honduras, un cortés caballero del mencionado país con quien se desahogará y entablará una especie de amistad. 

Narrada en tercera persona, esta primera historia nos abre las puertas a la vida anónima de una oficinista, creyente y poco social, en un momento - tras el fallecimiento de su madre - donde debe comenzar a vivir su vida, a valerse por si misma, y que contra todo pronóstico está encantada con ello, casi pletórica, pero a la vez cautelosa ya que no todo va ser un camino de rosas. Su "relación" con David, y el contacto con otros hombres, acerca al lector al terrible terreno de la violencia contra las mujeres, la fragilidad de los cimientos de un mundo de hombres y lo difícil que puede llegar a ser mujer en él. Es inevitable sentir impotencia ante algunas situaciones recogidas en el libro, y darnos cuenta de lo poco que hemos avanzado en este tema con respecto a tiempos lejanos. Sin embargo, esta sensación se magnifica cuando llegamos a nuestra segunda historia, cuya protagonista es también una mujer, María. 

Ambos personajes están entrelazados, el cómo obviamente lo reservo para el lector  porque es bastante sorprendente. Y es que María es una cantante brasileña que en el momento de contarnos su vivencia - su relato está narrado, esta vez, en primera persona- es una famosa y exitosa cantante latina, pero que se encuentra gravemente enferma y seguramente va a morir pronto. Eso la hace sentarse y reflexionar sobre su vida, en especial sobre su infancia en una marginal y miserable favela, en cómo escapa de ella junto con su amiga Luisita, y sobre todo, cómo sus vidas se convierten de la noche a la mañana en un infierno donde su vida vale muy poco pero no así sus cuerpos. A través de su relato, somos testigos de la dureza de la vida en países en vías de desarrollo, el abuso de menores, las drogas como algo habitual y demasiado cercano, los pandilleros y la muerte y el dinero como eje que lo mueve todo. 

Dos conmovedores relatos en un libro intimista, con dos mujeres valientes como protagonistas que van a darnos un ejemplo de superación y supervivencia cada una a su manera, en el mundo que les ha tocado vivir y con las circunstancias en las que han crecido. Narrado de manera muy cuidada, me ha gustado especialmente eso, la forma de escribir del autor, delicada y directa, limpia y sin rodeos. Dos retratos que bien son el reflejo de lo que ocurre todavía en nuestra sociedad, cuyas historias me han mantenido muy pegada a sus páginas, y cuya lectura recomiendo por ser muy ágil, con un ritmo constante y de un realismo electrizante. 

Nada tengo pues que objetar a este libro, la primera novela de Raúl Quirós (Madrid, 1980), que además de escritor es director de teatro, y que desde aquí le agradezco el envío y darme la oportunidad de acercarme a su obra, a Aquellas niñas que reconocimos en fotos, finalista del Premio Nadal 2018, lo que de alguna manera ratifico tras haber finalizado su lectura. Sin duda, es un autor que promete y que, por cierto, ya está escribiendo su próximo título. Estaremos pendientes ☺




domingo, 21 de octubre de 2018

No es mío, Susi Fox







Ficha técnica
Título: No es mío
Autora: Susi Fox
Editorial: Suma de letras (clica para ir a la web de la editorial)
Año de publicación: 2018
Número de páginas:

Género: thriller









Te despiertas tras una cesárea de urgencia, desesperada por ver a tu hijo.
Pero cuando te lo enseñan, simplemente lo sabes...
Ese bebé no es tuyo.
Nadie te cree.
Ni los enfermeros ni tu padre ni tu marido.
Dicen que estás confusa, que deliras.
Que resultas peligrosa.
Pero eres médica. Y sabes lo fácil que es cometer errores.
¿Confías en tu instinto?
Porque hay una cosa que tienes clara por encima de todo.
Debes encontrar a tu bebé.




La verdad es que desde lo que vi en las novedades de la editorial me llamó poderosamente la atención, y tuve la ocasión de leerlo gracias al sorteo y lectura conjunta que organizaron Laky de Libros que hay que leer y Albanta de Adivina quién lee, junto con la editorial Suma de letras. 

Sasha es una joven médico que por fin ha logrado quedarse embarazada y que su embarazo no se eche a perder. Tras dos abortos y un duro recorrido, parece que esta vez todo va bien. Atrás han quedado los problemas con su marido debido a las dificultades de concebir su tan ansiado hijo. Pero antes de que se cumplan los nueves meses, ambos tienen un pequeño accidente de tráfico que desencadena que Sasha de a luz de manera prematura. 

El libro se inicia de forma potente, Sasha se encuentra despertando de la cirugía a la que han tenido que someterla para dar a luz y no se acuerda de prácticamente nada. Sólo que su tripa está más plana y que su bebé no está con ella. Ha dado a luz, es madre por fin. Sin embargo su sorpresa será mayúscula cuando Ursula, una de las enfermeras, le da la noticia que ha tenido un niño, cuando ella esperaba una niña, Gabrielle. Ese dato ya la hace desconfiar, pero al fin y al cabo las ecografías no son 100% fiables y pueden errar, ¿no? Pero cuando la llevan al nido a encontrarse con su bebé, enseguida tiene la sensación que ese niño no es suyo, que alguien se ha equivocado y le han dado otro niño. Mark, su marido, le dice que no se ha despegado del niño desde el parto pero tiene que haber una equivocación, porque ese niño, al que Mark le acaba de poner Toby, no es suyo... ¿Dónde está su hijo? ¿O, mejor, no era hija?

De modo que el hilo conductor de la novela son las dudas de Sasha, su empeño por descubrir la verdad, porque aunque todos, su marido, los médicos, enfermeras y la psiquiatra que no la deja ni un momento, le dicen que Toby es suyo y que tiene que recuperarse y cuando lo haga todo lo verá de otro modo, ella no se da por vencida. De esa forma, el lector será testigo directo de los pensamientos de Sasha, y gracias al uso de la primera persona en la narración, vivirá la congoja de una situación como esa. Aunque la autora logrará confundirnos y no vislumbraremos si la protagonista está en lo cierto o sus dudas son fruto de su locura, o de un simple problema psicológico postparto, como les sucede a muchas madres. Este tema también se pone encima de la mesa, ya que aparecen mujeres que la sufren y se sienten culpables por estar así, cuando quizá no deberían. 

El libro intercala capítulos en los que el narrador es Mark en primera persona. A través de ellos conoceremos los antecedentes de la pareja, cómo se conocieron, cuándo se casaron y el desarrollo psicológico de la propia Sasha. Porque Mark es protagonista pero tiene un papel mucho menos importante que su mujer, y su testimonio siempre es para hablarnos de Sasha. Una novela con poquitos personajes, pero con uno, Sasha, potente y que acapara toda nuestra atención. Tan sólo el personal médico, otras madres del hospital, y su padre y los de Mark aparecerán por sus páginas. 

En definitiva, No es mío me ha parecido un libro terriblemente adictivo, porque logra meterte en la mente de Sasha, vivir su confusión y angustia ante una situación tan dramática, compartir sus pensamientos pero también dudar de ello, dudar de todo. Su final me ha dejado un poco descolocada para ser absolutamente sinceros, quizá me hubiera gustado encontrarme con otro más apoteósico o que diera más vueltas de tuerca (soy un poco retorcida, sí), pero tampoco defrauda al fin y al cabo. Un libro para entretener y mantenernos pegados a sus páginas. 






El sobrino del emperador, Andrea Camilleri

FICHA TÉCNICA Título: El sobrino del emperador Autor: Andrea Camilleri Editorial: Editorial  Destino (haz clic para ir a su we...